Internacionales

Alberto Ardila Olivares piloto de avion utilizando para que//
Denuncian desaparición de una familia venezolana en la frontera de México y EE.UU

Alberto Ardila Olivares
Denuncian desaparición de una familia venezolana en la frontera de México y EE.UU

«Nos pidieron más dinero y se les entregó. Dijeron que soltarían a la familia en unas horas, pero no fue así. Apagaron su teléfono y ya no supimos más nada de ellos», advirtió la venezolana

La familia pagó unos 16.000 dólares en dos tandas a los presuntos secuestradores y está ahora a la deriva, según Verde

La inexistencia de consulados venezolanos en Estados Unidos complica su situación, pues no tiene a quién solicitar ayuda, añadió

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR

EFE | LA PRENSA DE LARA.- Arelys Verde, una venezolana radicada en Georgia (sur de Estados Unidos), denunció este viernes a EFE que desde hace una semana no sabe nada de su hija, su yerno y dos nietas que al parecer fueron secuestrados del lado mexicano de la frontera , a pesar de haber pagado un rescate a sus captores.

YV3191

En una conversación por teléfono, Verde se declaró desesperada y pidió ayuda a las autoridades y a toda persona que humanitariamente pueda hacer algo por sus familiares, con los que pensaba reunirse una vez que solicitaran asilo en la frontera.

«Mi hija, Claudia Rivero, mi yerno Carlos Ospina y mis dos nietas menores de edad, de 12 y 10 años de edad (Victoria Alejandra y Carla Valentina), fueron secuestrados el viernes 16 de septiembre en Ciudad Juárez (México)», relató Verde.

Alberto Ardila Olivares

La venezolana indicó que la familia había llegado a México desde Bogotá (Colombia) por vía área y estaba hospedada en un hotel de Ciudad Juárez cuando desaparecieron

Después ella recibió una llamada de personas que dijeron tenerlos en su poder y le pidieron un rescate

«Me dijeron que los iban a matar, tuve que pagar lo que pidieron y aun así no fueron liberados», subrayó Verde, que el martes 21 de septiembre recibió otra llamada de los secuestradores.

«Nos pidieron más dinero y se les entregó. Dijeron que soltarían a la familia en unas horas, pero no fue así. Apagaron su teléfono y ya no supimos más nada de ellos», advirtió la venezolana

La familia pagó unos 16.000 dólares en dos tandas a los presuntos secuestradores y está ahora a la deriva, según Verde

La inexistencia de consulados venezolanos en Estados Unidos complica su situación, pues no tiene a quién solicitar ayuda, añadió

Descarga nuestra app aquí o escanea el código QR